Un autobús de pasajeros chocó el pasado viernes contra una vivienda en el municipio de Joquicingo, en el céntrico Estado de México, colindante con la capital mexicana, dejando 19 muertos y una veintena de heridos, según las informaciones preliminares.

“Hace unos minutos se registró un accidente en la carretera Joquicingo-Malinalco. Elementos de emergencia del Estado de México se encuentran atendiendo a las personas lesionadas”, anunció en redes sociales el gobernador del estado, Alfredo del Mazo.

El mandatario del Estado de México afirmó que instruyó a “los titulares de Protección Civil, Seguridad, Rescate y Salud a que apoyen en todo momento a las familias afectadas”.

En entrevista, el subsecretario general de Gobierno del Estado de México, Ricardo de la Cruz, informó que hasta el momento hay 19 personas fallecidas y más de 20 heridos han sido trasladadas a hospitales de la zona por vía terrestre y aérea.

El autobús accidentado provenía del occidental estado de Michoacán y trasladaba a peregrinos que se dirigían al Santuario de Chalma, en Malinalco.

El funcionario señaló que al autobús se accidentó en un camino secundario que “no está diseñado para vehículos de carga ni de pasajeros”.

El Gobierno del Estado de México anunció que se hará “cargo” de los gastos funerarios y hospitalarios del accidente.