Lo primero que descubre un escritor o periodista hispano es que los escritores y periodistas blancos no hispanos no tienen ni idea de los hispanos. Los periodistas y escritores negros no son mejores.

En cada elección presidencial, el análisis del voto hispano para presidente es examinado por personas que, para empezar, no tienen ni idea de cómo analizar el voto hispano porque saben muy poco sobre las personas sobre las que escriben.

Primero, vean a la comunidad hispana, también puede llamarla comunidad latina.

Lo que no se puede llamar es la comunidad Latinx. Seis de cada diez prefieren ser llamados hispanos o latinos.  Solo entre el 2% y el 4% prefieren la palabra recién inventada: LatinX.

Los cubanos se niegan a aceptar cualquier cosa que no sea cubano o hispano. Lo mismo ocurre con los puertorriqueños que con la mayoría de los mexicoamericanos.

El censo de 2020 tiene estos números:

Hay 62.1 millones de hispanos en Estados Unidos. Eso es el 19% de la población de EE. UU., Uno de cada cinco estadounidenses. El número de 2020 es 11 millones más que el censo de 2010 contabilizado.

Los tres principales estados hispanos son California con 15.6 millones de hispanos, el 39% del estado. Texas con 11.4 millones, 39% y Florida con 5.7 millones, 26%.

Para la multitud que solo habla inglés, existe esta información del Censo. Considerando un porcentaje saludable de hispanos nacidos en el extranjero, el 72% de todos los hispanos dicen que hablan inglés “bien”. En 2000, el 59% afirmó hablar bien inglés. Entre los hispanos nativos, el 91% dice que habla bien el inglés. El 57% dice que habla español en casa, una disminución del 67% de 2010.

Para el público de la educación: el 42% de los hispanos mayores de 25 años tiene estudios universitarios en 2019 en comparación con el 36% en 2010. Como todos los demás grupos en los EE. UU., Existe una brecha de género entre hombres y mujeres. Las mujeres han aumentado del 38% en 2010 al 45% en 2019. Los hombres eran del 33% en 2010 con un aumento en 2019 al 39%. Los títulos han aumentado del 13% al 18% de 2010.

En 2010, había 2,9 millones en la universidad, en 2020 3.6 millones. De toda la población universitaria en 2010, los hispanos eran el 14%, en 2019, el 19%.

Para aquellos que creen que los hispanos no asisten a la escuela ni a la universidad, como el historiador jubilado Victor Davis Hanson, uno de cada cinco estudiantes universitarios son hispanos, un grupo más grande que los blancos no hispanos y los afroamericanos. Los hispanos ocupan el segundo lugar en la matrícula universitaria en la actualidad, solo superados por los asiáticos.

Ahora, ¿quiénes son ellos?

No es de extrañar aquí, excepto para los periodistas y escritores que saben tan poco sobre los hispanos que les prestan a los cubanos, puertorriqueños y otros hispanos de América Central y del Sur mucha más atención de la que sus números justifican.

Comprenda esto: las personas de origen mexicano no solo son el grupo hispano más grande, sino que lo son por un millón de millas. El Censo de 2020 informa que de los 62.1 millones de hispanos, el 61.5% son de origen mexicano, 37.5 millones. También viven en los 50 estados y territorios; ese no es el caso de otros grupos nacionales.

Los puertorriqueños, incluidos 3 millones en Puerto Rico, son el 9.7% de los 62.1 millones; Cubanos, 3.9%; Salvadoreños, 3.9%; Dominicanos, 3,3% y guatemaltecos, 2.7%. Todas las demás nacionalidades identificables son menos del 2% cada una.

El número final del Censo de 2020 que es importante es que cuatro de cada cinco hispanos son ciudadanos de los Estados Unidos, en su mayoría nacidos en los Estados Unidos.

Los hispanos están mejor educados que nunca, son más numerosos que nunca y son el grupo más joven de Estados Unidos. 30 es la edad promedio de los 62.1 millones de hispanos, con la edad promedio de 26 para los más de 37 millones de origen mexicano. Los hispanos hablan bien inglés en mayor número que nunca.

Para los observadores del Pentágono, uno de cada cinco infantes de marina de los Estados Unidos, los que están en las armas de combate, es decir, las personas que disparan a las personas con rifles, pistolas y ametralladoras, uno de cada cinco infantes de marina de los Estados Unidos es de origen mexicano.

América, estamos aquí.